Europeana, un puente para la cultura vasca hacia Europa

Por Beat.cat el 23.11.2011
2 Comentarios

A raíz del workshop Europeana, agregación de contenidos y Linked Data por el patrimonio cultural que se celebró en Cornellà de Llobregat el 22/11/2011, nos ha parecido oportuno presentaros un artículo publicado en septiembre pasado en Euskonews sobre las novedades de Euskomedia Fundazioa alrededor de Europeana. El artículo (Europeana. Un puente para la cultura vasca Hacia Europa) es obra de Iñaki Arrieta Baro, Arantza Cuesta Ezeiza y Aitor Roncal González y nos comenta la iniciativa de Hedatuz, el primer repositorio de Euskomedia Fundazioa accesible desde Europeana. Además, es un buen resumen sobre el acceso abierto a los contenidos culturales.

Euskomedia es una Fundación de Eusko Ikaskuntza-Sociedad de Estudios Vascos creada en 2002. Su principal objetivo es la difusión, por medios telemáticos, de contenidos culturales y científicos, elaborados por Eusko Ikaskuntza y por terceros, que puedan ser de utilidad a las personas interesadas en la sociedad y la cultura vascas. Entre el gran fondo de que dispone, destaca la enciclopedia Auñamendi.

A continuación reproducimos íntegramente el artículo.

La digitalización e Internet han revolucionado la forma de trabajo de las instituciones culturales. La capacidad para generar nuevos servicios e interactuar con nuestros usuarios representa una oportunidad excelente para contribuciones innovadoras en la creación de experiencias culturales y didácticas que hacen necesario más que nunca centrarse en las necesidades de los usuarios y no perder de vista las corrientes internacionales de socialización del conocimiento.

En el ámbito vasco hay diferentes iniciativas para dar a conocer nuestra cultura mediante un acceso abierto a las investigaciones y publicaciones realizadas por diferentes instituciones. Esta es también la línea de trabajo que Euskomedia Fundazioa desarrolla a través de recursos y servicios destinados a facilitar el acceso a la documentación que gestiona. Como parte de esta estrategia general es muy importante la incorporación de contenidos a Europeana, la biblioteca digital europea.

Antecedentes en el acceso abierto a los contenidos culturales.

Desde la década de 1990 se desarrollan diversas tendencias coincidentes en la necesidad de poner a disposición los usuarios de la red -investigadores y ciudadanos en general- el mayor número posible de documentos, tanto de carácter científico como cultural, de una forma amigable y sencilla, como medio de conseguir un mejor conocimiento de nuestras propias sociedades y los pueblos de nuestro entorno. Frente a la tendencia a crear nichos de información cerrados -bases de datos y publicaciones científicas sólo accesibles previo pago-, la filosofía Open Archives, encaminada a mejorar la difusión de la investigación científica y facilitar el acceso de los investigadores a la misma, apuesta por el libre acceso a los frutos de la investigación.

La tendencia a la apertura de depósitos digitales de documentación científica -especialmente de artículos de tipo papel- se inicia en la década de 1990 impulsada por el desarrollo de Internet y las posibilidades técnicas que ofrece la red para el intercambio y almacenamiento de información. Paralelamente, se produce un movimiento similar en torno a las tesis doctorales, surgiendo el concepto ETD (Electronic Theses and Dissertations) hacia 1994. Las declaraciones de Budapest (2002) y Berlín (2003) vienen a apoyar esta tendencia, impulsando el libre acceso a la información científica. Entre las iniciativas que promueven estas declaraciones está la creación de repositorios institucionales de documentación científica a los que se pueda acceder a través de Internet.

La iniciativa Open Archives (OAI, Open Archives Iniciative) pretende posibilitar el acceso a información científica mediante repositorios interoperables entre sí para el intercambio de metadatos referentes a las publicaciones que contienen.

Panorama dels repositoris OAI a Europa. Foto: Respository66.

Asimismo, a lo largo de la última década, se ha tomado conciencia en ámbitos tanto económicos como políticos de la importancia de proporcionar a la población acceso a la mayor cantidad posible de documentos de carácter tanto científico como cultural.

Desde el ámbito privado, podemos destacar iniciativas como Google Books, puesta en marcha por el conocido buscador en 2004. Desde el ámbito público, la Biblioteca Nacional Francesa fue pionera en la digitalización y puesta en red. En 1997 puso en marcha Gallica, la que podríamos considerar la biblioteca digital nacional de Francia. La iniciativa francesa no ha sido la única a nivel europeo. Los programas de la Unión Europea eContent (2001-2004) y eContentplus (2005-2008) impulsaron la creación, uso y distribución de contenidos digitales o digitalizados, vinculados a las lenguas y las culturas europeas.

El mayor fruto de los dos programas ha sido la biblioteca digital Europeana, en la que es posible ya consultar más de quince millones de objetos digitales -libros, manuscritos, videos, etc .- procedentes de más de 1.500 bibliotecas, archivos y colecciones digitales de todo el continente. Existe, asimismo, un programa paralelo llamado EuropeanaLocal, cuyo objetivo es la localización de colecciones digitales de ámbito regional dentro de la Unión Europea. Eusko Ikaskuntza y Euskomedia Fundazioa participan en esta línea de facilitar el libre acceso los contenidos de carácter cultural que gestionan, así como de poner los medios para la documentación digital sobre la ciencia y la cultura vasca sean lo más accesibles posibles al resto de los ciudadanos de la Unión Europea. Desde julio de 2011 y después de cinco años trabajando en esta línea, Hedatuz es el primer depósito de Euskomedia Fundazioa accesible desde Europeana.

 

¿Cómo funciona Europeana?

Europeana no almacena directamente los contenidos, sino los metadatos que identifican y describen los documentos. De esta manera, la responsabilidad de cada documento se organiza en tres niveles:

  • Cada biblioteca digital es responsable del mantenimiento de los documentos y sus metadatos.
  • Un agregador (normalmente, a nivel estatal) se encarga de recopilar los datos de diferentes bibliotecas.
  • Europeana recopila los datos de todos los agregadores y los pone a disposición de los usuarios. Cada vez que quiere recuperar un documento concreto, Europeana remite al usuario a la biblioteca digital de origen.

El protocolo OAI-PMH es imprescindible en el recorrido de los metadatos para llegar a Europeana. OAI-PMH pretende facilitar el intercambio de metadatos y documentos entre diferentes entidades científico-culturales. Para ello, define dos tipos de servidores:

  • Data providers: recogen los documentos y los metadatos asociados, poniendo a disposición de otros sistemas vía OAI-PMH.
  • Harvester: recopilan los metadatos provenientes de diferentes fecha provider mediante OAI-PMH.

La funcionalidad de intercambiar metadatos permite desarrollar buscadores que indexen los contenidos de diferentes sitios web. Asimismo, ofrece al usuario la posibilidad de realizar una única búsqueda para recuperar documentos de diferentes bases de datos o depósitos.

Funcionamiento del protocolo OAI-PMH. Foto: Tor Arne Dahl: Making use of XML.

 

En el caso de Europeana, las bibliotecas digitales realizan la función de data provider, los agregadores son Harvester, y la propia Europeana, un Harvester especial que recoge la información de los diferentes agregadores.

La aportación de Eusko Ikaskuntza y Euskomedia Fundazioa

Euskomedia, dentro de una estrategia de facilitar el acceso a los documentos que gestiona, ha puesto en marcha desde 2008 cuatro servicios compatibles con el protocolo OAI-PMH:

  • Hedatuz (2008). Este repositorio recoge más de siete mil artículos publicados por Eusko Ikaskuntza y otros agentes culturales. En la mayoría de los casos, gracias a un proceso OCR, los artículos están disponibles en texto completo.
  • eDTB, depósito de tesis doctorales (2009-2010). Recoge la catalogación de las tesis doctorales producidas en Euskal Herria. En la actualidad, están disponibles más de cinco mil referencias a tesis leídas entre 1999 y 2009, con algunos casos en que el documento está disponible a texto completo. De cara al futuro, se pretenden recoger los datos referentes a otros períodos, así como añadir el repositorio un mayor número de tesis completas.
  • euskomedia.oai (2009-2010): el objetivo de este proyecto fue hacer compatible el sistema de información euskomedia.org con OAI-PMH. Recoge los 12.000 artículos de Euskonews, Auñamendi Eusko Entziklopedia en su totalidad y el resto de fondos ofrecidos mediante la web, que suman 490.000 documentos en línea.
  • En julio de 2011, gracias a la colaboración de la Diputación Foral de Guipúzcoa, se puso en marcha el servicio Uztartuz, un Harvester o buscador dedicado a indexar los depósitos relacionados con la cultura vasca. De esta manera, es posible consultar todos estos recursos-tanto los desarrollados por Euskomedia, como los gestionados por otras instituciones-mediante una única búsqueda.

 

Hedatuz ha sido el primero de todos estos servicios a acceder a Europeana, con anterioridad desde el ámbito cultural vasco la mayor aportación la había realizado la Fundación Sancho el Sabio con los 2.216 registros de su depósito Memoria Digital Vasca. Euskomedia está llevando a cabo los pasos para hacer llegar a Europeana resto de fondos. Al mismo tiempo, se está analizando la posibilidad de que Uztartuz ejerza la función de agregador para los depósitos relacionados con la cultura vasca. De esta manera, se facilitaría el acceso a Europeana a los nuevos depósitos que puedan surgir en Euskal Herria.

Fuente: Euskonews (09/09/2011)

 

Josep M. Vinyes
Europeana. Un pont per a la cultura basca cap a Europa