Edición digital e ilustración. Modelos de negocio (III): Conclusiones

Por Beat.cat el 02.05.2012
1 Comentario

 

 

 

 

 

 

En los artículos anteriores hemos tratado dos casos, PlayTales y Nosy Crow, dos modelos de negocio opuestos: ingresos por volumen o por calidad.

El principal reto de PlayTales ha sido crear un fondo editorial bastante amplio y con novedades constantes para mantener a sus usuarios enganchados a la plataforma. Esto hace que, de cara al usuario un poco más exigente, todo el contenido parezca igual. A pesar de la diversidad de estilos gráficos y de temáticas de los cuentos, la impresión final es que no importa cuál sea el cuento elegido porque todos aportan lo mismo: simplemente entretenimiento. Pero con una única aplicación, que funciona como tienda de todo su contenido, PlayTales ha conseguido más visibilidad que promocionando cada cuento individualmente dentro del App Store. Con una única marca, los esfuerzos de marketing se pueden concretar mucho más, sin dispersarse en las redes sociales o tener que crear diferentes microsites. Y lo que se ha convertido en la principal ventaja: posicionar siempre su aplicación en el Top 10 de la App Store.

Desde el punto de vista del autor, la opción de publicar con PlayTales no ha resultado muy atractiva. Aparte de que no suelen acreditar la autoría en la portada de la aplicación, la remuneración generalmente es a precio cerrado y sin royalties. Además, como ya hemos comentado, no se promocionan ni los autores ni las obras, sino la plataforma.

Tampoco ha supuesto para las editoriales un medio de publicación atractivo. En el momento inicial, cuando el mercado de aplicaciones infantiles estaba empezando, podía ser interesante para el autor o las editoriales posicionarse con la ayuda de Touchybooks. Pero a la larga no ha representado ninguna ventaja, ni a nivel económico ni en promoción.

Sin embargo, todo esto puede cambiar pronto con PlayTales Builder, que verá la luz próximamente. Hablaremos con más detalle de ésta y otras iniciativas cuando tratemos el tema de la autoedición. Y también volveremos con Nosy Crow cuando hablemos del tema estrella: los precios.

Para los editores independientes, Nosy Crow es el modelo a seguir: publicar apps muy cuidadas teniendo mucho cuidado de los detalles y con ilustradores reconocidos. Y porque han sabido crear una imagen de marca en un mercado que se mueve por volumen y no por fidelidad.

Pero también nos fijamos en el modelo que aporta PlayTales porque han logrado consolidar una plataforma económicamente viable. Y eso, para los que hacemos una apuesta decidida y única por el formato digital, sabemos lo difícil que es de conseguir.


Lluís M. Abián
Ilustrador y director de iLUBUC

 

Otras entradas relacionadas:

Edición digital e ilustración. Modelos de negocio (I): el caso de PlayTales

Edición digital e ilustración. Modelos de negocio (II): Nosy Crow marca su propio camino desde Londres

La ilustración y la edición digital, a debate

 

 

Vía Observatori Beat: Models de negoci (III): Conclusions